¿Cómo se le debe dar mantenimiento a los frenos de los coches EV?

 

 

 

Te dejamos 5 consejos para darle mantenimiento a los frenos de los autos eléctricos. El auto eléctrico se están adoptando en todo el mundo y seguirá aumentando su popularidad. A medida que crece la tendencia, es importante que los talleres entiendan las diferencias a la hora de mantener el sistema de frenos.

TMD Friction, el líder mundial en la fabricación de fricción para frenos, explora las características únicas de las transmisiones eléctricas y cómo se diferencian de sus homólogos de motor de combustión interna (ICE) cuando se trata de trabajar en el sistema de frenos. Scott Irwin, Jefe de Formación Técnica y Marketing Técnico en Textar, fabricante líder mundial de productos de fricción de frenos, te da sus mejores consejos para el éxito en la sustitución de estos componentes.

 

5 consejos para darle mantenimiento a los frenos de los autos eléctricos

consejos mantenimiento frenos eléctricos

  1. Sistema de frenado regenerativo

Como este tipo de sistema depende del motor eléctrico para frenar el vehículo, reduce la demanda de los frenos convencionales. Esto puede provocar la corrosión de los discos cuando no se utilizan durante largos períodos de tiempo. Aunque los fabricantes de discos están trabajando estrechamente con los fabricantes de autos para desarrollar nuevos recubrimientos que ayuden a solucionar esta cuestión, seguirá siendo un problema para los vehículos eléctricos a corto plazo hasta que se encuentre una solución.

Por lo tanto, te recomendamos realizar revisiones frecuentes en el sistema de frenos de este tipo de autos para garantizar que sigan funcionando cuando sea necesario durante cualquier frenada.

 

 

 

  1. El mantenimiento es clave

Las revisiones deben realizarse durante los intervalos de mantenimiento por un técnico cualificado. Debido a los mayores riesgos de corrosión de los discos, sería útil incluir este tipo de inspección como estándar siempre que el auto entre en el taller para su revisión o reparación.

Durante las revisiones, presta atención a ruidos extraños, vibraciones o cambios en el rendimiento de frenado, ya que podrían indicar problemas con las pastillas y los discos de freno que requieren atención inmediata.

 

consejos mantenimiento frenos eléctricos

 

 

  1. Diferencias en el líquido de frenos

El líquido de frenos se deteriora con el tiempo y no se ve muy afectado por la distancia recorrida. Con el tiempo, esto provoca una disminución del punto de ebullición del líquido de frenos y aumenta el riesgo de corrosión de los componentes metálicos. A medida que aumenta el volumen de humedad en el líquido de frenos, el punto de ebullición acabará alcanzando un nivel crítico en el que resulta peligroso.

Sigue siempre las recomendaciones del fabricante del vehículo sobre cuándo cambiar el líquido de frenos. Si no te da ninguna recomendación, para una seguridad óptima el líquido de frenos debe cambiarse cada 18 meses.

 

 

Ojo acá

  1. Mantenimiento de los neumáticos

Los neumáticos desgastados o poco inflados pueden tener un efecto negativo en el rendimiento de frenado al reducir la tracción entre el neumático y la superficie de la carretera, especialmente durante las paradas de emergencia. Inspecciona periódicamente los neumáticos en busca de signos de desgaste irregular y rótalos según las recomendaciones del fabricante.

 

 

 

  1. Estar cualificado

Aunque el sistema general de frenado puede ser muy similar, existen algunas diferencias únicas entre un coche eléctrico y uno de combustión interna, que requieren conocimientos y experiencia especializados para su mantenimiento y reparación. No sólo porque los frenos son críticos para la seguridad, sino también para la seguridad del técnico que trabaja en el auto.

A medida que nos acercamos a un futuro de movilidad más eléctrica, los talleres deben adaptarse, adoptar la nueva tecnología y mejorar las cualificaciones de sus técnicos, o se quedarán atrás.

 

 

Te puede interesar:

Porsche trae a México el 718 Spyder y Cayman GT4

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn