Alguien pagó ¡10 mil dólares! por este Chevrolet Camaro Ferrari (o lo que sea que es)

No se necesita ser un experto para darse cuenta de las ENORMES diferencias entre un Chevrolet Camaro y un Ferrari (o al menos eso creíamos).

Eso no impidió que alguien creara el kit K1 Evoluzione Custom Widebody, que va equipado en el pony car de 1985 y trató de emular a un Ferrari.

Por increíble que parezca, el auto fue subastado en eBay por 10 mil dólares (sí, y alguien lo pagó).

 

Inspirado en Ferrari

Alguien pagó ¡10 mil dólares! por este Chevrolet Camaro Ferrari (o lo que sea que es)

 

El Camaro salió de la línea de ensamblaje en 1985 y tiene alrededor de 14,000 km en el odómetro, pero el vendedor advirtió honestamente que su kilometraje real excedía las 160,000.

Aún no se sabe en cuál Ferrari se trató de inspirar (ni el dueño lo sabe), ¡Bah!, el comprador solo quería algo parecido a un Ferrari en su cochera.

En la parte delantera del automóvil se encuentran los distintivos faros delanteros, un parachoques único y una gran parrilla con un pequeño emblema del Cavallino Rampante.

También hay una insignia de Ferrari en el cofre.

En otros lugares, el Ferrari ha sido equipado con nuevos revestimientos de puertas, aparentemente inspirados en el icónico Testarossa.

También tiene insignias de Ferrari en los paneles de los cuartos delanteros y ruedas de cinco radios en forma de estrella aparentemente inspiradas en las del F40.

La parte trasera del automóvil tiene un parachoques trasero distintivo, luces traseras rojas y dos tubos de escape de salida central.

 

Alguien pagó ¡10 mil dólares! por este Chevrolet Camaro Ferrari (o lo que sea que es)

 

Las puertas se inclinan como en el Testarossa, pero carecen de la delicadeza aerodinámica de este último.

En el interior, la inspiración de Ferrari se extiende hasta el tablero, el diseño de la cabina y el volante de dos radios con el logotipo del Cavallino Rampante.

 

Motor

La potencia proviene del motor del Camaro de tercera generación, es decir un V8 de 5.7 litros acoplado a una transmisión automática y un convertidor de par hidráulico.

Cada quien sus gustos, pero sí se ve un poco extraño este ejemplar.

 

 

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn