127-

En 1972, un coche llegó para marcar un antes y un después en la movilidad.

Hablamos del SEAT 127.

Con más de 1,3 millones de unidades vendidas, se convirtió en el best-seller histórico de la marca hasta la llegada del SEAT Ibiza, que tras cinco generaciones aún ostenta este título acumulando más de 6 millones de unidades.

Ahora, medio siglo después del lanzamiento del 127, estos dos modelos referentes en sus épocas en tecnología, diseño y seguridad ruedan juntos por primera vez.

 

SEAT 127 al Ibiza: 50 años de evolución al volante

 

A la vanguardia del diseño. Son una pareja de contrastes: tamaños dispares, ángulos rectos frente a formas curvilíneas, llantas de 13 contra 18 pulgadas.

Cuesta imaginar que el Ibiza desciende del 127, pero este fue el primer exponente del segmento B, que dio paso a otra manera de usar los coches: por utilidad.

Destinado a un público joven.

“El 127 estaba disponible en cinco colores e incorporó por primera vez un portón trasero para aumentar la capacidad de carga”, destaca Isidre López, responsable de Coches Históricos de SEAT.

El Ibiza, con sus cinco puertas y nueve colores, “sigue siendo el coche de referencia de las generaciones más jóvenes”, comenta Uwe Alsleben, ingeniero de I+D de SEAT.

 

Alumbrando el camino

127

Una de las grandes innovaciones en la iluminación del 127 fueron sus faros rectangulares, dejando atrás las ópticas redondas de modelos anteriores.

“Así se obtuvo una mayor eficiencia lumínica y un aspecto más moderno”, recalca López.

A años luz, “el Ibiza cuenta con tecnología Full LED, con sus distintivos faros delanteros triangulares de luz blanca y también iluminación ambiental en el interior”, indica Alsleben.

“Hace 50 años, el SEAT 127 empezó a alumbrar el camino que hoy el Ibiza ha hecho suyo”, comenta López.

Y es que ambos han sabido adaptarse a las necesidades de sus épocas, con prestaciones avanzadas a su segmento.

 

 

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn