Omoda O5

¿Recuerdas cuando eras el nuevo del salón, que todo mundo se conocía y tú no le hablabas a nadie? Más o menos algo similar pasa con el O5 de Omoda, el nuevo sedán de la marca china.

El modelo entra a un segmento por demás conocido y competido que es el de los sedanes compactos, con rivales como VW Jetta, Mazda3, Nissan Sentra, Toyota Corolla, KIA Forte, etc.

 

 

Así es el diseño del Omoda O5

 

Las calaveras también son en LED.

 

Por fuera tienes una gran parrilla que empieza a caracterizar a los modelos de Omoda con textura en diamante, piano black y toques en aluminio.

En la parte baja tienes algunos acentos en cromo, los cuales se combinan con las luces LED y las luces de conducción diurna.

En el lateral sobresalen los rines de 17 pulgadas, los cuales, en el caso de la versión tope, son bitono.

Atrás, las calaveras también son en LED oscurecidas y en una misma línea continua.

Más abajo encontramos un difusor que se rodea por dos salidas de escape falsas, una solución muy típica de los modelos chinos.

 

 

¿Qué tal está el Omoda O5 por dentro?

 

Omoda O5
Está la pantalla de 10.25 pulgadas con conectividad Android Auto y Apple CarPlay 

 

Lo primero que llama la atención es el cuadro de instrumentos digital, muy similar al de algunos Jaguar- Land Rover.

A la par, está la pantalla de 10.25 pulgadas con conectividad Android Auto y Apple CarPlay (mismo tamaño para el cuadro).

Esto lo pone por encima de algunos rivales como el Sentra que la ofrece en 8 pulgadas.

Predominan los plásticos duros en la zona lateral, aunque también encontramos plásticos suaves a lo largo del tablero de instrumentos.

De hecho, el piano black se encuentra cerca del tablero y no en la consola, ya que como sabes, esa zona es la que más se manipula y donde se concentran más pelusas.

Me encantó la consola totalmente plana al fiel estilo de algunos modelos Cadillac o GMC de hace algunos años.

El Joystick funge como la pequeña palanca de velocidades a lado del cargador inalámbrico para la versión tope.

En general, lo que me gusta de Omoda es que, como pasa con las demás marcas asiáticas llámese japonesas o coreanas, aprovecha al máximo cada una de las áreas de la cabina con un buen número de compartimentos y espacios para colocar nuestras pertenencias.

Vaya todo tiene un por qué.

Por otro lado, el botón para elegir el modo de manejo (Eco o Sport) está al costado izquierdo del volante; normalmente ese botón se ubica en la consola central.

Atrás tienes un buen espacio para piernas (personas incluso altas), y a lo largo es apenas suficiente.

Tienes puerto USB tanto en la hilera delantera como trasera, y posees descansabrazos con doble compartimento para la hilera de atrás.

La cajuela cumple, principalmente en profundidad, por lo que dos o tres maletas caben sin problema.

 

 

Manejo

 

Se siente ligero y bien plantado

 

Con el motor turbo de 146 hp, el O5 se apoya bien en curvas, se siente ligero y bien plantado sobre el asfalto.

Esto también es gracias al trabajo de la suspensión que además filtra bien las irregularidades y permite una insonorización aceptable.

La dirección resulta un poco anestesiada, poco comunicativa con el accionar de las ruedas, pero hay que entender el segmento donde se ubica.

Y sí, la caja CVT le quita un poco de emoción al manejo, pero también le ayuda a entregar un rendimiento mixto de casi 11 km/l.

Es decir, en ese aspecto es mejor que un Mazda3, pero por debajo de un Sentra que es el líder del segmento en este aspecto.

 

 

Precio

Omoda O5 Life CVT $399,900

Omoda O5 Unlimited CVT $455,900

 

Resultado

 

El O5 no viene a revolucionar el segmento, pero tiene unos diferenciadores importantes, por ejemplo, el precio competitivo (desde 399,000 pesos), y la disponibilidad de unidades que las marcas chinas tienen en general respecto a sus rivales.

A la par, están los sistemas de seguridad que añade en la versión tope como la alerta de colisión frontal con freno autónomo de emergencia, y el sistema de mantenimiento de carril, además de las 6 bolsas de aire de serie.

 

 

Pros

-Precio competitivo

-Sistemas extras de seguridad

-Disponibilidad de unidades

 

Contras

-Dirección poco comunicativa

-El rendimiento cumple a secas

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn