i7 .

El proceso de desarrollo en serie del BMW i7 entra en su fase final sometido a un exigente programa de pruebas en carreteras y condiciones meteorológicas extremas.

Durante las llamadas ‘pruebas de región caliente en pistas y vías públicas de todo el mundo’, los ingenieros de desarrollo verifican principalmente:

-el rendimiento y la confiabilidad de los motores eléctricos

.la tracción total

-la batería de alto voltaje.

Esto al exponerse al máximo estrés de altas temperaturas, carreteras sin asfaltar, polvo y grandes desniveles.

El camino hacia la producción en serie lleva los prototipos del BMW i7 por pistas de grava hacia los desiertos, las montañas y toda una serie de rutas altamente dinámicas.

El BMW i7, el único sedán de lujo puramente eléctrico del mundo, se presentará en el transcurso de 2022 junto con otras variantes de modelo del nuevo BMW Serie 7.

Los componentes de la tecnología BMW eDrive de quinta generación desarrollada para el BMW i7 demuestran su funcionalidad sin restricciones.

Incluso, lo hacen en las condiciones más adversas cuando se utilizan continuamente en temperaturas exteriores extremadamente altas, luz solar permanente y condiciones secas.

 

Pruebas extremas para el BMW i7

i7

 

Dentro del programa de prueba, se simulan cargas que corresponden a los desafíos que enfrenta un vehículo de producción en serie durante un ciclo de vida completo.

El programa de pruebas, que cubre decenas de miles de kilómetros, incluye conducción de larga distancia y alta velocidad, así como tráfico intermitente en un calor abrasador.

Además, se seleccionaron secciones de prueba con diferencias de altitud particularmente grandes en los sitios de prueba de la región caliente.

El comportamiento de la temperatura de los motores eléctricos y el control del par del BMW xDrive eléctrico se pueden analizar durante una conducción cuesta arriba.

Para aumentar aún más la carga en el sistema de conducción, el programa de prueba también incluye conducción en montaña en modo remolque.

Al mismo tiempo, la batería de alto voltaje muestra cómo puede entregar continuamente la potencia máxima para alimentar los motores eléctricos.

La prueba también implica conducir cuesta abajo con un sistema de almacenamiento de alto voltaje.

De hecho, éste ya está completamente cargado al inicio y, por lo tanto, ya no puede absorber ninguna energía de recuperación.

El agotador procedimiento de prueba de la región caliente también se utiliza para someter el rendimiento del aire acondicionado y otros componentes electrónicos a bordo.

 

 

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn