¡Grande, Maestro! Se cumplen 68 años de la victoria de Juan Manuel Fangio en México

El cinco veces campeón del mundo, Juan Manuel Fangio, participó por primera y única vez en La Carrera Panamericana de 1953; y tras una magistral cátedra, se llevó el triunfo a Argentina.

Juan Manuel Fangio, quien se había coronado campeón mundial de F1 en 1951 y finalizó la temporada de 1953 como subcampeón, viajó a México para la IV edición de La Panamericana.

Se trataba de una competencia que formaba parte del Campeonato Mundial de Marcas.

 

Fangio, un piloto inolvidable

¡Grande, Maestro! Se cumplen 68 años de la victoria de Juan Manuel Fangio en México

 

De acuerdo con México GP, el de Balcarce era parte del equipo Maserati, armadora que no tomó parte en la competencia.

Debido a esto, tramitó un permiso especial para competir con la escudería Lancia, al lado de Felice Bonetto, Piero Taruffi, Eugenio Castellotti y Giovani Bracco, quienes eran favoritos, contra el también poderoso equipo Ferrari.

La carrera arrancó el 19 de noviembre, en Tuxtla Gutiérrez, Chiapas, y finalizó el 23 de noviembre, en Ciudad Juárez, Chihuahua.

Todo, con un total de 3,077 kilómetros divididos en ocho etapas que peleaban 185 pilotos, en cuatro categorías.

Juan Manuel, famoso por ser un gran estratega, aprovechó la montaña para mantenerse en el grupo puntero en los primeros kilómetros.

Sin embargo, en Puebla sufrió un accidente cuando una de sus ruedas perdió adherencia tras pisar su propio aceite e impactó contra una piedra.

A baja velocidad, llegó a Ciudad de México para realizar las reparaciones.

“El Chueco” perdió valiosos cinco minutos, pero aprovechó que el reglamento permitía composturas y el profesional equipo de Lancia le entregó un auto perfecto.

Con esto pudo eencarar la cuarta etapa, rumbo a León, en un auto sumamente veloz y competitivo.

Fue entonces cuando el campeón mundial de Formula 1 brindó una estupenda cátedra, pues nunca arriesgó de más y cerró la etapa en el liderato general de la clase de Autos Sport de más de 1600cc.

 

Se repone

Esa noche Fangio confirmó que La Panamericana se ganaría con estrategia y buen ritmo, pero dejando que otros pilotos fueran por los triunfos parciales, los de etapa.

Al llegar a la sexta etapa (Durango a Parral) sólo tres autos de Lancia se mantenían en competencia y Fangio le informó al director del equipo que lo mejor era que no pelearan entre ellos.

La estrategia fue perfecta y llegaron a Ciudad Juárez en un histórico 1-2-3 para Lancia, con Juan Manuel al frente, seguido de Taruffi y Castellotti.

El cerebro de Fangio le dio el máximo triunfo de la carrera a Lancia en un hecho sin precedentes, pues el argentino no ganó una sola etapa.

Pese a ello, sacó más de una hora al primer Ferrari, de Sergio Mancini, quien cerró en cuarto puesto.

“Su talento y calidad siempre serán admirados en el mundo del automovilismo por haber establecido un estándar de excelencia que difícilmente pueda ser igualado”, compartió Eduardo León, presidente honorario de La Carrera Panamericana.

 

 

También te puede interesar:

Los coches de Diego Armando Maradona

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn