Aston Martin DBX

El mundo cambia y con él también lo hace el fabricante británico presentando el nuevo juguete para James Bond, la Aston Martin DBX.

 

La primera SUV de la lujosa marca llega al mercado y con ella la posibilidad de ver al famoso espía británico en ella. Un gran lujo y atracción fatal por donde se vea.

 

Aston Martin DBX mantiene ciertas características del Vantage, pero su naturaleza tiene corazón de off-road con las prestaciones de sus hermanos de calle y pista.

 

Este modelo mantiene la estética que caracteriza a la marca con dos alerones traseros uno que comienza al terminar la parte trasera del techo de sus 5,04 metros de longitud y otro como parte de la cajuela la cual tiene capacidad para 632 litros.

El interior es fiel al lujo sin dejar fuera la tecnología misma de la época, los instrumentos tienen una pantalla de 12,3 pulgadas, mientras que la del infoentretenimiento mide 10,25 pulgadas.

 

Las ventanas laterales son amplias y permiten disfrutar del paisaje; eso sin dejar de mencionar un techo panorámico básicamente de todo el techo, que le da una sensación distinta al viaje.

 

MÁS ARTÍCULOS PARA TI…

 

Fue desarrollado en una plataforma completamente, nueva y tiene una tecnología inédita para la marca con un sistema anti volcaduras eléctrico de 48 volts y amortiguadores que se adaptan; ya que la SUV puede subir 45 mm o bajar su altura en 50mm.

 

Sus 2.245 kilos son desplazados por un motor AMG V8 biturbo de 4.0 litros que da como resultado 550 caballos y un máximo de 700 Nm; lo que hace que alcancé la velocidad máxima de 291 km/h.

 

Imaginen la diversión que tendrá James Bond cuando “Q” le haga todas las modificaciones para incluir esos maravillosos juguetes de sus antecesores.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn