GM y FCA

Juez desestima demanda de GM a FCA

Un juez federal en Detroit dijo el viernes que no reconsiderará la desestimación que hizo en julio de la demanda por crimen organizado de GM contra FCA.

El juez federal de distrito Paul Borman escribió en una opinión que; la nueva evidencia presentada por GM con respecto a sobornos y cuentas bancarias extranjeras; “es demasiado especulativa para justificar la reapertura” del caso.

Borman también dictaminó que el sobreseimiento anterior del caso no fue un error legal.

GM alegó que FCA usó cuentas bancarias extranjeras para pagar sobornos a los ex presidentes de United Auto Workers, Dennis Williams y Ron Gettelfinger; así como al vicepresidente, Joe Ashton. También, alega que se pagó dinero a los empleados de GM; incluido Al Iacobelli, un ex negociador laboral de FCA que fue contratado y luego dejado libre por GM.

GM dijo que los pagos se realizaron para que los funcionarios hicieran que GM gastara mil millones de dólares en costos laborales adicionales.

“Incluso si los papeles establecen que existen estas cuentas bancarias extranjeras; ese hecho no se corresponde con la inferencia de GM, que es más que probable que FCA estuviera usando las cuentas bancarias para sobornar a funcionarios del UAW”, leía la orden de Borman.

GM dijo que apelará el fallo de Borman ante el Tribunal de Apelaciones del Sexto Circuito.

“La decisión de hoy es decepcionante, ya que la corrupción en este caso está probada dadas las muchas declaraciones de culpabilidad de la investigación federal en curso”, declaró GM en un comunicado. “La demanda de GM continuará, no aceptaremos la corrupción”.

Los abogados de la FCA escribieron en documentos judiciales que las acusaciones de que sobornó a los dirigentes sindicales son “absurdas” y se leen como un guión de una “película de espías de tercera categoría”.

Gettelfinger negó las acusaciones en un comunicado y dijo que no tenía cuentas en el extranjero. La casa de Williams en California fue allanada por agentes federales, pero no ha sido acusado. Lacobelli, quien espera sentencia en la investigación federal por corrupción, también negó las acusaciones.

“El fallo del juez Borman esta mañana confirma una vez más lo que hemos dicho desde el principio: que la demanda de GM no tiene fundamento y que su intento de presentar una queja con el pretexto de pedirle al tribunal que cambie de opinión no fue más que un intento infundado de difamar un competidor que está ganando en el mercado”, aseveró FCA en un comunicado.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn