Los alerones traseros en los autos no solo tienen una función estética, su objetivo es gestionar la carga aerodinámica. Aquí los 5 más bonitos de la historia.

 

Los alerones traseros en la historia son una de la parte aerodinámica más importantes de los autos, sobre todo en aquellos utilizados en las carreras. Crean carga aerodinámica, lo que ayuda a mantener el automóvil sobre el suelo y proporciona un mayor nivel de agarre y estabilidad a velocidades más altas. También ayudan a reducir la resistencia y brindan estabilidad adicional durante las curvas cerradas.

 

¿Cuál es la función de los alerones traseros en los autos?

Su función principal es generar carga aerodinámica en las llantas traseras. El alerón trasero también ayuda a reducir la resistencia, lo que mejora la velocidad general del auto de carreras o deportivo.

El alerón delantero también ayuda a reducir la resistencia, lo que mejora la velocidad general del coche. Aquí te dejamos los 5 alerones traseros de autos más espectaculares de la historia.

 

  1. Ferrari F40

alerones traseros historia

El F40 se construyó como un coche de carreras, por lo que añadió chasis de estructura espacial de acero tubular, y cofre y tapa de cajuela de fibra de carbono.

 

 

 

 

  1. Subaru Impreza WRX STi

La primera aparición del nombre WRX ocurrió con el Subaru Impreza de primera generación, que se vendió en Japón en 1992.

Subaru usó el Impreza diseñado para rally en lugar de un Legacy más grande.

 

 

 

 

  1. Lamborghini Countach

Fue uno de los últimos modelos construidos bajo el control del fundador de la marca, Ferruccio Lamborghini, en un esfuerzo por mejorar el rendimiento del revolucionario Miura.

 

 

 

 

  1. Plymouth Roadrunner Superbird

alerones traseros historia

Fue una creación de Plymouth de corta duración que dejó sus huellas en la historia de las pistas en NASCAR. Su vida vehicular fue tan corta que solo duró un año de producción en 1970 con 1.935 unidades construidas.

 

 

 

 

  1. Nissan Skyline GT-R R34

Este se fabricó desde enero de 1999, hasta 2002.  El GT-R R34conservó el muy querido motor RB26DETT de sus predecesores, el R32 y el R33. Nissan pintó las tapas de las válvulas de un rojo cereza a diferencia del negro que se usa en el R32 y el R33.

 

 

También te puede interesar:

 

 

Los 10 rines de autos más bonitos de la historia… al menos para nosotros

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn